Los amantes de la carne son fieles a esta comida, el codillo de cerdo asado. Y la razón es muy simple: es una carne muy jugosa, sabrosa y muy melosa que se deshace en la boca en el primer bocado.

El cerdo nos proporciona diferentes tipos de carne a la hora de cocinar, pero el codillo de cerdo es una de las que más gustan, aunque hacerlo en casa nos puede traer de cabeza porque necesitaremos tiempo más que suficiente para poder preparar una carne como esta y que el resultado sea espectacular.

Hay dos formas de cocinar el codillo. En caso de ir con prisas, hay gente que, primero, mete la carne en la olla exprés, la cocina y, después, solo le da el toque de asado justo en el horno para que la carne coja ese toque crujiente en la piel. Esta receta es socorrida para un día en el que se nos eche el tiempo encima y no tengamos otra cosa de comer, pero en Marpo Catering apostamos por las cosas bien hechas para conseguir sacar el mayor partido a cada una de nuestras elaboraciones. Por ello, aquí cocinamos el codillo en nuestros hornos. De principio a fin. Así que, si no tienes tiempo de hornear el codillo en casa, no tienes excusas, solo tienes que venir a nuestro catering y llevarte el tuyo.

El tiempo de elaboración del codillo en el horno es mucho mayor que usando la olla exprés, pero te aseguramos que el resultado merece la pena. Desde que metemos la carne en el horno hasta que está lista, tendremos que vigilarla para conseguir el punto perfecto de la carne.

En Marpo Catering contamos con hornos de última generación que nos permiten conseguir el punto justo del codillo.

Este tipo de carnes son perfectas para celebraciones propias de esta época como comuniones, bodas, bautizos, aniversarios…, pero también para cualquier comida durante el año y, como no, para las numerosas comidas y cenas de Navidad.

Acompañamiento

Como ocurre con todo tipo de carnes, podemos acompañar a nuestro codillo de cerdo asado con multitud de alimentos. Desde unas patatas asadas, una ensalada o un puré de patata, hasta unas ricas verduras asadas o a la plancha. Aquí dejamos volar tu imaginación. En Marpo Catering siempre encontrarás el mejor acompañamiento para todas las carnes.

Origen

El origen de esta rica comida que ya está más que asentada en nuestra gastronomía lo encontramos en Alemania. Allí lo podemos encontrar bajo diferentes denominaciones: Hachse, Hechse, Haxe, Hämsche, Bötel e, incluso, Stelze. Dependiendo de la zona de Alemania en la que nos encontremos, podremos ver el codillo cocinado en sus numerosas versiones.

¿Todavía no has probado nuestros codillos de cerdo asados? Una vez que los pruebes… ¡no vas a poder resistirte a ellos!

DEJA UN COMENTARIO